Un Policía Corrupto: entre putas, jales y reptiles

Publicado por disorder.cl

Archivo: 1796 artículos

En Un Policía Corrupto, Terence McDonough (Nicolas Cage), es un detective de homicidios que abusa a destajo de vicios de todo tipo gracias a su estatus profesional: nunca le falta droga para carretear y está abierto a hacer todo tipo de favores a cambio de sexo. De hecho, le encantan las putas y está profundamente enamorado de Frankie (Eva Mendes): una sensual bataclana que también pierde la cabeza por él. Pero no todo es miel sobre hojuelas en la vida de este poli: la nueva investigación que tiene a cargo lo pondrá en la situación más difícil y comprometedora de su historia como tira. Seba Riestra, nuestro nuevo colaborador ninja, nos cuenta por qué verla a continuación.

Por Sebastián Riestra

Estamos en Nueva Orleans, justos después del huracán Katrina, el detective Terence McDonagh decide salvar a un preso que está a punto de ahogarse debido al desaguisado. Maniobra que lo deja con un dolor crónico en la espalda, dependiente a medicamentos y a una serie de drogas ilícitas que, más que calmarlo, alientan su personalidad psicopática pendenciera:

El trabajo de McDonagh como rati le permite saciar sus retorcidos intereses que siempre están asociados a delitos: no duda en intimidar a transeúntes para conseguir algo de droga, está abierto a hacer todo tipo de favores a cambio de sexo, hace las veces de pimp de su novia Frankie (Eva Mendes), e incluso llega a quitarle el oxigeno a una anciana moribunda que no quería decir donde se encontraba un testigo. Todo, mostrando su placa y levantando su pistola. ¿Cómo no querer a a McDonagh? Pero no todo es miel sobre hojuelas en la vida de este rati: la nueva investigación que tiene a cargo – el brutal asesinato de cinco inmigrantes senegaleses – lo pondrá en la situación más difícil y comprometedora de su historia como tira.

Un Policía Corrupto, dirigida por Werner Herzog, es una versión libre – con algunos puntos de conexión – de Un Maldito Policia (1992) de Abel Ferrara, cinta que, pese a su buena factura, fue bastante timorata al momento de elaborar una metáfora contundente acerca de la redención y la culpa a través de un personaje que bordea la caricatura. De la versión original, tal vez sólo queda en la retina la actuación de Harvey Keitel – como McDonagh -, quien se despacha tremendo monólogo en medio una iglesia, gritándole desenfrenadamente a Jesús, enajenado por la cocaína y el crack. Brillando por sobre Cage.

Uno de los aciertos de la versión de Herzog, es mostrar a Nueva Orleans húmeda y abandonada; acercándonos más un pantano que a una ciudad: un lugar en donde los reptiles – serpientes, iguanas y cocodrilos –  han tomado el control, mostrando una vuelta al estado de naturaleza oculto en medio de tanta civilización e instituciones. Herzog, constantemente, ironiza – sin temor ni limitaciones – sobre los logros obtenidos por la sociedad moderna, siendo los derechos fundamentales y el sueño de una ley eficiente, simples espejismos que se encuentran tras una estructura social vacía hasta la medula, debido a estar regida por una demencia imperceptible.

Cae de cajón: nuestro policía no es peor que los otros que lo rodean, sino que el director puso el foco sobre él: Herzog pretende ejemplificar la precariedad de los equilibrios entre el ascenso y descenso que se producen por un hecho azaroso, que no exige a los protagonistas adoptar un definición o cambio en su vida: sólo toman aquello que les sirve y a partir eso disfrutan lo que queda del alicaído sueño americano.

Imagen de previsualización de YouTube

*Un Policía Corrupto está disponible en Hoyts Parque Arauco

Comentarios publicados en "Un Policía Corrupto: entre putas, jales y reptiles"

¡Deja el tuyo!
  • 1
    andreZoolander

    Buena reseña, vi la peli hace unas semanas y a pesar de todo lo que pueda llegar a profundizar ciertos temas Herzog, igual al final quedé como «Y…?» Me pasó lo mismo con Rescue Dawn, por muy buena que sea. Derrepente esa es su intención también, dejar las historias abiertas. Igual estoy esperando My Son, My Son, What Have Ye Done, aparte de lo freak de la trama, el productor ejecutivo es David Lynch, se viene en Septiembre el DVD.
    PD: Mas freak que cualquier cosa fue ver a Fairuza Balk en semi-pelota, la csm está igual que en The Craft, pero McDonough le hizo el medio Fail :/

  • 2
    max

    la mejor pelicula del año.

  • 3
    GRaSS

    Del año pasado sera. Esta película llegó muy tarde. Seria interesante saber de quien es la culpa con esto de la distribución y exhibición, para saber a quien funar. A todo esto, muy acertada la reseña.

  • 4
    max

    porsupuesto, la mejor pelicula del 2009.

  • 5

    La encontre super entretenida, es cuatico ver a Nicolas tratar de actuar, parece vampiro, pero es entretenida :), pero siento que no supieron darle un final