New Order en Movistar Arena: Una noche sublime

Publicado por Francisco Campos

Archivo: 473 artículos

Por Francisco Campos D. / Fotos por Rosario Oddo y Jaime Carrera

Antes de ver a New Order por primera vez en Chile la ansiedad se hacía notar. Esas putas expectativas que genera un show de semejante magnitud se transforman en un arma de doble filo y, mientras pasan esos minutos en los que uno llega al recinto, se apagan las luces y suenan los primeros acordes, uno se toma litros y litros de caldo de cabeza: “Es que leí un review y decían que no era tan bueno”, “es que el setlist no es el mejor”, “es que al vocalista ya no lo acompaña la voz” o “me dijeron que guatearon caleta en su último concierto en Manchestah (?)”.

Afortunadamente, apenas se apagaron las luces y sonaron los primeros acordes, las dudas se fueron bien a la cresta porque empezaron a tocar “Crystal” y quedó más que claro que esa iba a ser una noche memorable. Más que memorable, una noche sublime, de esas que te dejan marcando ocupado y que te hacen doler la guata al recordarlas.

Quienes estaban ese día en el escenario no eran precisamente unos jovencitos, y sabemos que los años no pasan en vano para nadie, pero -a medida que se sucedían las canciones- cualquier temor relacionado con la edad de los músicos se fue  al carajo. No estoy diciendo que “parecía que estuvieran en Glastonbury 1988”, más bien que aun se la pueden y que a New Order el rock aun no los abandona, demostrando que  les queda harta cuerda y mucho que dar. Espero que las palabras de Bernard vayan más allá de una cortesía y que realmente se den otra vuelta por acá antes que les quede grande el poncho producto de los años.

Con respecto al setlist, he de afirmar, sin el mínimo temor a equivocarme, que fue la zorra misma. Claro, era casi obvio que un buen grupo que se presenta por primera vez larga todos los hits. Sin embargo, creo que faltaron un par de canciones como Round & Round, Shellshock, 60 MPH o Transmission de Joy Division, pero quedarme con esas menudencias sería un despropósito, por muchas ganas que hubiese tenido de escuchar esas canciones. El concierto estuvo excelente y el setlist fue elegido con pinzas.

En base al sonido, todo funcionó como relojito, salvo la guitarra de Bernard que algún atado tenía por lo que el tramoya se tuvo que pegar hartas vueltas por el escenario a ver qué chuchas pasaba con ella. Cierto es que Peter Hook se echaba de menos, pero los jotes reemplazantes hicieron bien su pega. De todos modos, jamás he visto a New Order con Peter Hook, así que difícilmente podría comparar su alineación actual con la anterior, no obstante, me hubiese gustado verlo arriba del escenario.

Espero -y reitero- de todo corazón que las palabras de Bernard respecto a una próxima visita no sean solo de buena crianza y que antes de una separación definitiva en una de esas Hooky se disculpa con Bernard por llamarlo “imbécil” – Twat – y vuelven con formación original.

Aprovecharé estas últimas líneas para decir que la gente que pasa los conciertos más preocupados de sus teléfonos de mierda que de lo que pasa arriba del escenario me tienen hasta la callampa. Yo salté, grité, canté y bailé la hora y media que duró el show, sin parar, pero al ladito mío hubo gente que no paró de hablar por teléfono, twittear o sacar fotos. Mejor cómprense el dvd y les sale más barato.

Setlist:

Elegia
Crystal
Regret
Ceremony
Age Of Consent
Love Vigilantes
Krafty
1963
Bizarre Love Triangle
True Faith
586
The Perfect Kiss
Temptation

Encore:

Blue Monday
Love Will Tear Us Apart (de Joy Division)

 

GALERÍA:

Comentarios publicados en "New Order en Movistar Arena: Una noche sublime"

¡Deja el tuyo!
  • 1
    el nico

    15 canciones, 30 canciones, hubiera quedado con gusto a poco igual.
    La mejor: Temptation.
    Y por el comentario final: no se como disfrutan pasarse el concierto sacando fotos y videos, porque nadie llega a su casa a verlos, nunca salen buenos y molestan a los mortales que queremos ver tranquilos sin que estén alzando sus sobacos al aire

  • 2

    CONCUERDO CON DON FRANCISCO CAMPOS, EN TODOS LOS PUNTOS. Y QUE BUENO QUE SE COMENTE DE LOS PELOTAS QUE SE ENCARGARON DE GRABAR TODO EL PUTO CONCIERTO CON SUS CELULARES. EN VEZ DE IR A PARTICIPAR, SE PREOCUPAN DE CAPTURAR LO MEJOR POSIBLE LA IMAGEN PA YOUTUBE. EL “SETLIST” Y TODO ESTUVO LA RAJA… Y TAMBIÉN, NO PUDE ECHAR DE MENOS A PETER HOOK SI NUNCA LO HE VISTO, SÓLO EN LOS VIDEOS CLARO, PERO ESO QUEDÓ EN PLANO SECUNDARIO, AL PRESENCIAR EL SUBLIME CONCIERTO QUE OFRECIERON.

    586, FUE TAN SÓLO UN CLARO EJEMPLO.

    SALUDOS.

  • 3
    Paulina

    Temptation y 586 lo mejor. La moda geek de grabar “todo” también me tiene chata, que onda esos payasos, en qué momento verán esos pésimos videos, si no sirven más que para llenar alguna papelera.

  • 4
    Melvin Pointdexter

    Yo lo disfruté a concho, me la salté, canté como nunca, y me cagué de la risa con lo de la guitarra (Barney estaba emputecido) fue un momento increible. Por lo de la gente que saca fotos, me da igual, no anduve preocupado. Reclamar por eso también me parece un poco alegar de más, pero en fin…