Apelmazado junto a cinco mil personas viendo a KoRn en el Chimkowe

Publicado por Ignacio Molina

Archivo: 240 artículos

Korn por Oscar Soto (12)

Fotos por Óscar Feik

Aquí estoy otra vez. Apelmazado junto a veinteañeros tatuados y sudorosos y que de pronto me aterrizan un codazo o un rodillazo o incluso un cornete. Hago lo mismo. Nadie se queja. Es liberador: existe una cuota de sadomasoquismo en el ejercicio. De fondo suena «Dead bodies everywhere». El lugar, esta vez, es el coqueto centro de eventos Chimkowe de Peñalolén.

Antes fue el Caupolicán (2010). Antes antes el Estadio Nacional (2008). Y antes antes antes, también, el Estadio Nacional (2002).

Y, hace una porra de años, era mi pieza en Talca. Encerrado junto a mis amigos del colegio. Todos infectados de piercings y espinillas. Todos tapizados, como fuese, en ADIDAS: originales o imitaciones o de segunda mano encontradas en el Meicys (suerte de Orange Blue sin onda de la Séptima Región). Recuerdo que nos imaginábamos como sería saltar y repartir golpes mientras KoRn tocaba en vivo. Idea que agarraba fuerza cada vez que veíamos el «Who Then Now?» o el «Family Values».

Iba en segundo medio y cada noche eran un calco de la anterior. En Winamp sonaban «Good god», «Mr. Rogers», «Ball tongue» y «B.B.K.» y me conectaba, mediante mIRC, al canal #aggromusic. Ahí me tiraba horas conversando con gente que no conocía (@Wes @KoRneTe @zepiroth @[SIC] @helado @|Bullet) pero que compartían mi pasión por KoRn y Deftones. Parelelo a los chateos —que iban desde el último disco en que había metido mano Ross Robinson hasta el último peinado de Chino Moreno— bajábamos videos (en 320×240) de MoshShockerz. Los mismos que luego a los santiaguinos les vendían en el Eurocentro o Portal Lyon —vía La Monda Records— a casi diez lucas. En el Portal, cuando venía a Santiago, le comprábamos cedes pirateados y con horribles caratulas al pelado Durney que siempre se la jugaba con una rebaja.

Todo eso pasó hace 15 años. Pero cada vez que KoRn toca en Chile se siente como si fuese ayer.

Aquí estoy otra vez, entonces, apelmazado junto a veinteañeros tatuados y sudorosos y que de pronto me aterrizan un codazo y un rodillazo o incluso un cornete. La gracia ahora: Head está en la guitarra. Había dejado la banda (2005) porque su mente se estaba descascarando como si sufriera alguna alergia.

«Crecí con Head. Es mi amigo de infancia. En estos años cuando él no aparecía en una cena familiar o no sé, en el Día de Acción de Gracias, lo llamaba y le decía: ‘Hey, amigo, ven a comer un trozo de pavo conmigo’. Se siente genial su regreso. Head siempre ha tenido un carácter que de verdad se echaba de menos en Korn.», confesó Fieldy en una entrevista el día anterior de este concierto.

Korn por Oscar Soto (1)

No quiero hacer una reseña esta vez. Sí mencionaré las que fueron, en mi experiencia, las mejores postales de KoRn en Chimkowe.

1. Head tocando el primer riff de «Blind».
2. Jonathan Davis soplando «Shoots and ladders» en su gaita.
3. Cinco mil personas rebotando al ritmo de «Dead bodies everywhere»
4. El círculo de distorsión que se hizo en «Did my time».
5. La mina que mostró las tetas en «Coming undone».
6. El cornete que me llegó en «Y’all want a single».
7. El codazo que me mandó a tierra en «Here to stay»
8. El aggrometal que intentó besarme después de «Got the life» y del que me zafe con desconcierto.
9. Los rastas sacudiendo las grescas al ritmo de «Narcissistic cannibal».
10. Los fan que miraban el concierto ensartados en las rejas de la jaula.
11. Las cinco mil personas en Chimkowe cantando «Freak on a Leash»
12. Heady y Fieldy payaseando como hace 15 años mientras tocaban un pedazo de «Porno creep»

Setlist:

Blind
Twist
Falling Away From Me
Love & Meth
Narcissistic Cannibal
Dead Bodies Everywhere
Coming Undone
Did My Time
Shoots And Ladders/Somebody Someone (Medley)
Never Never
Here To Stay
Y’All Want A Single
Prey For Me
Another Brick In The Wall (cover de Pink Floyd)
Get Up!
Got The Life
Freak On A Leash

Imagen de previsualización de YouTube

GALERÍA:

Comentarios publicados en "Apelmazado junto a cinco mil personas viendo a KoRn en el Chimkowe"

¡Deja el tuyo!
  • 1
    Leonardo

    Puta que latero el artículo. En verdad me aburrí un poco y no es de mala onda. En fin, creo que Korn siempre salva porque son una buena banda, juzgada como «comercial» en su momento, pero uno con el tiempo va cachando que los wns que decían eso tenían razón, porque dp de su época de oro se fueron a la mierda. Cosa que no pasa con las bandas que buscan interpretarse a si mismas y no solo copiarse una y otra vez. Igual la raja estar ahí encuentro y escucharlos en vivo tocado los temas que los hicieron famosos en todo el mundo.. y millonarios a cagar.

    Ojalá que mi crìtica se considere como algo constructivo y espero no recibir un «bueno si no te gusta pa qué lei la wea», porque internet ya no es el animal tan democráticamente libre que era antes y si lateas, pierdes visitas #eso

  • 2

    Bueno si no te gusta para que leí la wea, te apuesto que eres de la nueva escuela. Cachaste a Korn con Freak on a leas

  • 3
    maestrokorn

    Korn camino a ser leyendas