The Hudson Music Project: los chicos sólo quieren EDM

Publicado por Camilo Salas

Archivo: 1298 artículos

hmp-1

Por Camilo Salas, desde Estados Unidos / Fotos por Isidora Ortiz

¿Cuantas veces el clima te ha cagado un día en la playa, una boda o un festival de música? si al mal tiempo le agregas las políticas de seguridad de los gringos -que rayan en la paranoia – un buen fin de semana puede terminar en un martirio.
Exactamente eso fue lo que pasó un domingo a mitad de la tarde, último día del primer Hudson Music Project: una tormenta venía en camino y todo se transformó en un gran pozo de barro. Los miles de asistentes fueron evacuados del festival y los organizadores ni siquiera dieron tiempo para desarmar carpas, tomar todo y arrancar. El mensaje fue claro: “Por seguridad todos deben salir. Resguardense en sus autos hasta nuevo aviso” y eso terminó siendo peor porque cuando llegó la tormenta se armó un barrial que no dejaba sacar los autos del estacionamiento. Los que no andaban sobre cuatro ruedas fueron evacuados a un gimnasio cercano. Yo alcancé a escapar gracias a una tincada de mi novia, tomamos el último bus a Nueva York. Desarmamos la carpa 5 minutos antes del mensaje por alto parlante, justo para el entretiempo de la final entre Alemania y Argentina. Vimos a un che corriendo a buscar un lugar con televisor para ver ese gol que les daría la gloria. Todos sabemos como terminó eso.

hmp-2

Pero antes de la tormenta y el caos, antes de los gritos en la entrada del festival, la gente intentando dialogar con la seguridad del evento para -al menos- asegurar sus pertenencias, los mensajes en Twitter e Instagram, los vídeos de Vine y las noticias sobre el inesperado cierre; Antes del fin del festival y del comienzo de la tormenta todo estuvo bien para ser una pequeña reunión en torno a la música en el norte del estado de Nueva York, a un par de horas de la gran ciudad. O casi bien, porque hubo desorganizaciones, como que hayan cancelado el Shuttle desde el pueblo llamado Woodstock, o que la seguridad a veces funcionara como si todos tuviéramos bombas y otras veces nada más miraban a ver si tenias una botella de Vodka bajo la ropa. El lugar estaba al lado del pueblo de Saugerties y era una granja grande que albergaría 3 escenarios y dos carpas, una de ellas la protagonista del festival, donde todos los veinteañeros -que eran mayoría- pasarían estos 3 días escuchando beats y muchos bajos que vienen de a poco y revientan dos, tres, cuatro veces por canción.

Musicalmente fue un festival ecléctico: había rock independiente de los 90 (Modest Mouse, The Flaming Lips, un DJ Set de Moby), estrellas internacionales del Hip Hop (Kendrick Lamar, Action Bronson -que fue suspendido el Domingo- Isaiah Rashad) y otras bandas de esta década (Flying Lotus, Matt & Kim, Capital Cities, !!!), en total 80 artistas divididos en distintos escenarios, con una misión transversal en edades, pero el dominio estuvo entre quienes rondan los 20 y un estilo particular, mal llamado EDM o Electronic Dance Music.

hmp-18

Después de visitar la carpa de EDM un par de veces (porque me gusta bailar, pero mis ritmos están más cercanos a los 90 que a la electrónica plana que se escucha ahora) llegué a una triste conclusión: los jóvenes de hoy no quieren punk rock. No los sorprenden las guitarras afiladas ni los mosh pits. Los veinteañeros quieren un shot de EDM directo al cerebro y que el bajo reviente bajo sus pies. Quieren drogas sintéticas y bailar casi en pelota. Lo vi cuando tocó Skrillex en La Cúpula, cuando el publico cercano a los 18 estaba vuelta loca, pero ahora estuve un fin de semana entero sorprendido con lo que pasa actualmente en la música y sus fans. No se si será una moda o si solo quieren bailar drogados, pero la generación que viene es el EDM, lo que sea que eso englobe y signifique.

hmp-12

Si tienen alrededor de 20 años y te gusta ponerte poleras estampadas que emulan esas hippies de los 70, y si eres una chiquilla y te gusta bailar en sostenes y calzones, con la cara pintada y algo de metal colgando por ahí (entre paréntesis, una de esas nos habló sobre un tipo de gonorrea que anda dando vueltas en el pueblo donde vivimos) y si estas dispuesto a pasar un buen fin de semana escuchando una canción interminable y esperando que caiga el bajo, el siguiente The Hudson Music Project es tu festival de la costa este. Solo reza para que no llegue una tormenta.

GALERÍA:

Comentarios publicados en "The Hudson Music Project: los chicos sólo quieren EDM"

¡Deja el tuyo!
  • 1
    joselita

    nada muy distinto a las rave europeas de los 90 😛