Ficción: El amor políticamente hablando

Publicado por disorder.cl

Archivo: 1830 artículos

10527789_10204276260006068_1267093499655377996_n

Por Benjamín Salas

El amor es lo mas lindo que existe y eso no se puede negar, la conexión entre los seres es casi al azar y se puede prolongar hasta el termino de la vida. Yo no quiero definir el amor ya que es como definir el arte, es una discusión política entre militantes de partidos totalmente contrarios, jamás se llega a un gris. El amor también es política, hay distintas corrientes, influencias, partidos, líderes, ocurren golpes de estado, se toman instituciones y hasta se convocan marchas donde los manifestantes son provocados por las fuerzas protectoras del gobierno.

Yo soy miembro del Partido Humanista Libertador de Almas, nuestras influencias vienen mayormente del movimiento hippie de fines de los sesentas y principios de los setenta, nos inspiramos con Allen Ginsberg, Pedro Lemebel y otros poetas jóvenes de nuestra organización, nuestros objetivos son derrocar el sexismo junto a la heterosexualidad y sus derivados, implementar una reforma a la relación de pareja separando el amor del sexo y nuestro objetivo mas importante es erradicar los términos “masculino/femenino” para eliminar todo tipo de dualidad en el lenguaje. En nuestras filas se encuentran destacados guerreros por la liberación de almas como la Chicholina, Ron Jeremy, Lady Gaga, Boy George y George Michael, entre otros.

Ella es miembro del Partido Radical Campesino, influenciado por distintas corrientes conservadoras que concuerdan en conservar la relación de pareja tradicional, asimétrica. Se inspiraron en el interminable movimiento musical latinoamericano denominado “Romántica” con exponentes como Myriam Hernandez, Enrique Iglesias, Zalo Reyes y Romeo Santos, este ultimo es el mas importante ya que ha atraído a millones de nuevos adherentes a este partido, al igual que las telenovelas turcas como “Las mil y una noche” o “Fatmagul”. Se denominan radicales campesinos solo por estar establecidos en la ciudad luego de vivir su juventud en el campo.

Nos debatimos en una pequeña nación formada e integrada por nosotros, las elecciones no nos han dado resultados satisfactorios ya que siempre obtenemos un empate y por eso se ha creado una dictadura, siempre muy inestable, con distintos enfrentamientos que parten en debates y manifestaciones y terminan en golpes de estado y detenciones ilegales. La sociedad vive una sensación de inseguridad constante ya que la policía esta cambiándose de bando a todo momento, la delincuencia se vuelve internacional, la milicia enfrenta ataques terrorista y nosotros, los dirigentes, solo pensamos en quien tendrá el poder por el próximo periodo, que probablemente gracias a nuestras diferencias se verá lleno de inestabilidad política, porque así somos los lideres, solo nos importa el poder e imponer nuestras ideas aunque sea a través de la democracia, esa maldita democracia que justifica lo tosco que somos, lo poco flexible e intolerantes. La tensión que sienten es causada por nosotros y las enfermedades son causa de nuestras acciones y nosotros estamos enfermos por culpa de los antiguos lideres; hijos, nietos y bisnietos del sucio oficialismo/oposición. Somos nosotros estos componentes fundamentales e irrelevantes de esta mal formada nación.

La nación está en calma, un profundo silencio que atraviesa a todas las entidades del gobierno y la oposición, ese silencio se vuelve una pequeña luz que trae el cambio, trae una bandera negra que representa ideales jamás oídos, se escuchan palabras como cooperativismo, auto-gestión, colectivismo; se comienza a reproducir a nivel celular, en un proyecto de 9 meses que nos liberara de la propiedad privada y el autoritarismo, de golpes de estado y ataques terroristas, de silencios y gritos, del rencor del pasado, de partidos políticos inútiles, de la concentración de riquezas y de la desnutrición. La anarquía nacerá en nombre del amor y el repudio al poder.

Comentarios publicados en "Ficción: El amor políticamente hablando"

¡Deja el tuyo!
  • 1
    Anarquista Tropical

    No po en el amor no tiene que haber poder y menos un gobierno o un estado. Tienen que llegar a la anarquía antes de cualquier proyecto, por fa.