¡Chile, la alegría ya viene! o eso esperamos

Publicado por disorder.cl

Archivo: 1821 artículos

Captura de pantalla 2015-10-05 a las 17.15.42Por Diego Calderón.

El 5 de octubre de 1988 Chile ponía fin al periodo más negro de su historia: la dictadura de Augusto Pinochet. Y millones de personas colmaron las calles celebrando con frases como “Mi hijo va a nacer en un Chile libre”,  “Ya cayó”,  “Adiós general” y muchas otras que adornaban la euforia que se vivía en todos los rincones del país.

Se iba el tirano, el asesino, el inhumano y aunque ninguna de las vidas exterminadas volvería, si podrían volver algunas sonrisas al ver que  el sillón presidencial que estaba manchado con sangre, se limpiaría de una buena vez.

Hoy, 27 años después de la victoria del NO, es un buen momento para evaluar de qué nos despedimos y de qué NO.
De la constitución de 1980, NO.
Del sistema privado de pensiones que tortura a toda la tercera edad, NO.
De uno de los modelos educacionales más injustos del mundo, NO.
De la vida de la competencia, NO.
De las cárceles con privilegios, NO.
De la salud para millonarios, NO.
Del estado-mercado, NO.

Para qué buscar más ejemplos si sabemos lo que significan estas medidas. Yo solo planteo que la celebración fue por las puras. Fue de adorno. Chile sigue igual. Los ricos tienen el escenario listo para hacerse más ricos y los pobres el escenario listo para hacerse más pobres. Y el legado de Pinocho fue ampliando su enorme poder, hoy en día hasta el agua es privada.

Quizás a usted le dan lo mismo mis palabras, pero no le da lo mismo que el transporte público sea así de caro, que la luz suba sin parar, que la mensualidad universitaria sea superior a los primeros sueldos de un profesional, que para operarse de urgencia haya que endeudarse, que las jubilaciones sean inferiores al sueldo mínimo, etc. Quizás mis palabras les parecen demasiado políticas, ofensivas o fuera de lugar. Bueno, entonces no se centre en ellas. Pero todas esas veces que se quede corto a mitad de mes, recuerde que vivimos en un país carísimo y que las causas están sobre la mesa.

¿Y la alegría llegará?

Llegará cuando las papeletas de votación tengan nombres nuevos y usted se atreva a no hacer lo mismo de siempre. Por lo menos está en nuestras manos.

Por mientras disfrutemos esta canción que le ayudará a entender la victoria del NO.

¡Chile, la alegría ya viene!

Imagen de previsualización de YouTube

Comentarios publicados en "¡Chile, la alegría ya viene! o eso esperamos"

¡Deja el tuyo!