Metronomy en Chile: La felicidad hecha fiesta

Publicado por disorder.cl

Archivo: 1853 artículos

metronomy 10 Por María José Munita. Fotos por Camila Álamo.

«Estoy demasiado feliz», les dije esa noche a mis amigos apenas salimos del concierto con más energía al que he ido en mucho tiempo. La sonrisa no me la quitaba nadie, y ahora esa misma sonrisa me viene a ratos cuando me acuerdo de todos los momentos que viví en esta fiesta bacán que se mandó Metronomy la noche del 27 de noviembre, en un repleto y totalmente vendido Teatro Italia.

Sí, porque esa noche con Metronomy fue como una fiesta entre amigos, con los míos y con los chiquillos de la banda, que son otros amigos. Joseph, Oscar, Gbenga, Anna y el otro flaco que nunca había visto, fueron los amigos más simpáticos y adorables con los que bailamos, reímos, cantamos y lloramos durante 90 minutos. 90 minutos llenos de miles de sonidos que combinaban de manera perfecta pop, electrónica, rock, guitarras, pianitos, guapismo, buena onda, precisión, buen gusto, amor, todo, todo junto, características que confirman la madurez de Metronomy alcanzada desde la última vez que tocaron acá, en Industria Cultural el 2011 donde la mayoría sólo fue a hacer en check in y sacarse la foto para Instagram.

Todo comienza a las 11 en punto, cuando la banda sale al escenario impecablemente uniformados con una onda medio Tommy Rey. Comienzan con “Holiday”: y el título lo dice todo, la mansa fiesta de una, y que nos anticipaba que no sólo se venían temas viejos. Cuático, porque siempre pensé que se iban a tocar sólo temas del “Love Letters”, su último y claramente más reposado disco, pero luego comienza a sonar “Radio Ladio” y todos cantando a más no poder «my name is L-A-D-I-O» y levantando las manos con cada letra mencionada en un coro que a la banda sin lugar a dudas, sorprendía y emocionaba. Se venía una lista de hits inimaginables que iban a combinar de manera perfecta el “Pip Paine”, “Nights Out”, “The English Riviera” y obviamente “Love Letters”. Este último estuvo presente con su canción estrella y alegría característica que todos coreamos haciendo palmas para que esta fiesta no terminara jamás, pasando por la mística de “I’m Aquarius” y el romanticismo de “The Upsetter” donde casi todos nos ponemos a llorar porque nos acordamos de uno de los videos con la dirección de arte más linda (y cuáticamente romántica) de los últimos tiempos. Por favor métanse acá y véanlo, los obligo.

“Heartbreaker” suena, y cantamos todos la frase “I heard she broke your heart again” que deja en evidencia a los verdaderos fans que corean y silban efusivamente con el corazón en la mano cada uno de sus compases.

Unos cuantos bailes más en trance con las instrumentales “Boy Racers”, “Love Underlined”, y como olvidar el momento peak de la noche con “You Could Easily Have Me”, que literalmente fue una explosión de sonidos, donde personalmente sentí que se iba a caer el techo, que me iba a estallar el corazón, donde me sumergí entre la gente con los ojos cerrados y sentí la perfecta combinación de todos los instrumentos. Ahí fue cuando se me infló el pecho y sentí orgullo por los cabros que he seguido desde el 2009 cuando escuché por primera vez el “Nights Out” y me voló la cabeza.

Los que estuvimos en Teatro Italia difícilmente podremos olvidar el momento en que la fiesta paró por un momento y Joseph Mount invita a pasar a su lugar al pequeño Oscar Cash, que toma la guitarra y comienza a tocar “Here Comes the Sun”, donde todo el mundo se derrite de ternura y deja en claro que hasta The Beatles tiene un lugar en este, mi mejor carrete del año

Ahora cuando escribo esto y me acuerdo de todos los momentos, me siento bacán y me rio sola. Esa noche, fue la noche en que Metronomy y sus miles de soniditos sacados de una nave espacial demostraron que la música que parece venir en un envase, es capaz de convertirse en una explosión de emociones en el escenario, y que el show no sólo lo hace la música, sino que también el talento y hermosura de una baterista como Anna, las caras inspiradas y divertidas de Oscar, la simpatía en la voz de Joseph quien no paró en ningún momento de agradecer la buena onda de Chile y la humildad de Gbenga que además de mostrarnos su dominio heavy con el bajo, nos regaló una linda y blanca sonrisa durante toda esta fiesta.

Y en esta fiesta que aún resuena en mis oídos, éramos yo, ellos, mis amigos, la luz, el teatro, la gente que estaba en la misma y nada más. Porque cuando hay felicidad de por medio y los pies dejados en la pista de baile, absolutamente nada más importa, y esta sonrisa que desde el jueves mantengo en la boca no podrá ser borrada fácilmente.

Setlist Metronomy en vivo. Teatro Italia 27/11/2014
Holiday
Radio Ladio
Love Letters
Everything Goes My Way
The Look
I’m Aquarius
Reservoir
She Wants
Never Wanted
Side 2
Corinne
A Thing for Me
The Upsetter
Heartbreaker
Boy Racers
Month of Sundays
The Bay
Some Written
Encore:
Love Underlined
Here Comes the Sun (Cover de los Beatles, obvio)
You Could Easily Have Me

¡Más fotos!

Comentarios publicados en "Metronomy en Chile: La felicidad hecha fiesta"

¡Deja el tuyo!